Fábula de las gárgolas

Un día, una gárgola de piedra le dijo a otra:

"-Hermana, nuestro creador vive furioso y enajenado, pasea pateando las calles, ofendiendo al inocente, atacando al justo, enfrentándose a su hermano, arrinconando al débil, blasfemando ante todos sus dioses, jactándose de su violencia, manchando la Tierra y el aire. ¿Qué le está sucediendo? ¡Oh, hermana! ¡Te imploro una respuesta sabia!”.

La otra gárgola le contestó:

“Hermana, han pasado los siglos desde que él nos creó, nos ha olvidado a nosotras y nuestro objeto. Tiempo ha desde que nuestro creador dejó de mirar hacia arriba. No nos reconoce ni nos teme, y peor: cree que no debe temernos.
Es hora, pues, de que le recordemos una de las supremas Verdades, que es ésta: todo lo que sube, si se socava, acabará por caer”.

A la mañana siguiente el noticiero rezaba así:
Gárgola de San Eutiquio se desploma a los pies de un ciudadano armado”. 

0 comentarios:

Publicar un comentario

¿Qué opinas tú?

Coloca este banner en tu blog

BannerFans.com
anunsit4nnGB
ofertas vuelos londres
directorio web Directorio YAAQUI de Bitácoras y Weblogs Personal directorio web Buzzear (ES) Directorio de enlaces - COMpartimos.NET blogarama - the blog directory Más tráfico para tu blog blogs The House Of Blogs